LA HISTORIA DE DEE DEE- SYNTHROID, ASMA Y AUMENTO DE PESO

By: | Tags: | Comments: 0 | August 5th, 2015

Tengo que admitirlo… He sido una enfermera por 18 años y era una no creyente como los demás médicos. Hace tres años, recuerdo que mi hermana mayor, la “loca de la salud” de la familia, me habló de sus “altos niveles de levadura” y cómo encontró la respuesta a todas sus irregularidades menstruales. Yo, como muchos otros, volteé los ojos y seguí con mi negocio sin pensar más en el asunto. Ella era siempre la que revisaba todo lo que entraba en su cuerpo y  era una dedicada “reina” del ejercicio. Por supuesto, se sentiría mejor con un poco de aliento. Así que la vida continúo hasta que …

Yo estuve en un accidente casi fatal de moto en el 2002. Fui golpeada de frente y me llevaron al Hermann Hospital donde me salvaron la vida. Tuve varios huesos rotos y tuve que estar en silla de ruedas. Si alguien conoce una enfermera, entenderá la terrible paciente que era. Tres meses más tarde tuve la oportunidad de levantarme de la silla de ruedas y volví a trabajar en actividades ligeras. Un año más tarde, continuaba arreglándomelas para ponerme de pie, pero ahora con 30 libras de más. No podía entender lo que estaba pasando con mi cuerpo. Fue un buen momento para reflexionar…

Los síntomas del síndrome premenstrual habituales eran sólo una parte “normal” de mi vida que no representaban una señal importante. Los periodos menstruales abundantes… mi mamá los tenían y solo era “normal”. Yo había estado tomando Synthroid desde el 2001, cuando fui diagnosticada con un bocio multinodular. El endocrinólogo dijo: “Éstas son sus opciones, podemos darle yodo radiactivo 131 y “matar” su tiroides ahora o podemos tratar con medicamentos diarios y finalmente, tendremos que hacer algo más tarde”. Así que pensé que preferiría encargarme de esto ahora y tomar medicamentos por el resto de mi vida. No le vi ningún problema en el momento, yo conocía un montón de personas que tomaron Synthroid y estaban muy bien. No sabía lo difícil que sería regular los niveles de la tiroides en mi cuerpo. Mi endocrinólogo continuó viéndome durante 6 meses y dijo que mi médico general podría “encargarse desde aquí”. Bueno, él es el especialista… él debe saber… ¿verdad?

Después de varias visitas con mi médico y disminuir la dosis de Synthroid, empecé a notar que aumentaba de peso, disminuía mi libido, me faltaba energía y mis cejas se estaban empezando a caer… ¿qué demonios estaba pasando? ¿Era mi trabajo demasiado estresante? Sí, pero no era peor que de costumbre. Así que 6 meses en esta etapa loca en mi vida… el accidente de motocicleta. No sé quién lo dijo, pero alguien dijo algo como, “Cosas buenas se puede sacar de las tragedias”. ¿Quién hubiera pensado que cosas buenas podían venir de tal devastación?

Tuve un increíble cambio en el trabajo el 1 de marzo de 2005. No podría estar más feliz trabajando desde casa haciendo consultoría para los hospitales en Texas y Luisiana. Bueno, no más estrés, pero yo todavía tenía libras de más, no dormía bien, el asma estaba fuera de control y sentía que no valía nada. Seguía viendo a mi médico para cada uno de los problemas. Me trataron de los problemas de tiroides y asma. Una vez, me dieron También para ayudarme a dormir. Un día en mi nuevo trabajo, me encontré con una compañera de trabajo que nunca había conocido antes. Estuvimos “atrapados” en una habitación junto a uno de los hospitales locales durante varias horas. Ella no quiso unas donas que le ofrecí (que yo había traído), me dijo que el doctor la había puesto a dieta “libre de levadura”. Bueno, la enfermera en mí dijo “aquí vamos de nuevo”. Sin embargo, ella y yo hablamos durante mucho tiempo acerca de este lugar llamado Hotze Health & Wellness Center. Estaba tan emocionada por su salud en general en un corto período de tiempo. Más tarde me enteré de que ella era una enfermera, también. Hmmm … tal vez hay algo aquí. Yo le pregunté por la dirección de la página web y me dijo acababan de publicar un libro. Así que hice lo que toda buena enfermera hace, escribí la información en una servilleta y la guardé en mi bolso.

Dos semanas más tarde, yo estaba en un vuelo de Southwest Airline rumbo a California para un entrenamiento. Nunca leía las revistas en los vuelos, pero ese día lo hice. Ahí estaba… un artículo sobre HHWC. Leí la historia y se me puso la piel de gallina al darme cuenta de que este era el mismo lugar del que había escuchado recientemente. Recuerdo reírme a carcajadas y pensando “Bueno Dios, estoy escuchando”. Tan pronto como mi avión aterrizó, saqué mi laptop y busqué  la página web. ¡Wow! Pedí el libro y de inmediato lo enviaron a mi casa. El libro llegó mientras yo todavía estaba en la capacitación y al regresar, abrí el libro para leerlo de principio a fin. Esto tenía sentido para mí. Tomé todas las pruebas y, por supuesto, estaba fuera de límites de las alergias, el hipotiroidismo, la levadura, estrógeno y la testosterona baja. El siguiente paso fue llamar y hacer una cita. ¡Qué placer fue llamar el centro! Me saludaron con tanta calidez. Tuve la oportunidad de hacer una cita para el 15 de junio de 2005. Yo estaba tan emocionada y un poco nerviosa. Nunca había validado mis síntomas en el campo de la medicina y tenía un poco de miedo de que tal vez todo estuviera en mi cabeza. Mi primer llamada telefónica por parte del personal de enfermería no tenía precedentes. Nunca había hecho (o he hecho) un historial tan profundo y físico; sobre todo un historial y examen físico antes de ver al médico.

El 15 de junio de 2005, mi vida cambió. El Dr. Sheridan llegó a mi vida y siempre voy a estar eternamente agradecida. Su capacidad de priorizar mis problemas de salud fue un soplo de aire fresco. Mi asma había estado fuera de control durante 6 meses y quería atacar eso primero. Yo esperaba la sesión de la alergia pero él pensó que eso sería riesgoso para mi en ese tiempo. Hablamos con gran detalle acerca de la disminución de la libido, la falta de energía, las cejas, los problemas gastrointestinales, todo. Qué refrescante tener un médico que realmente escucha mis síntomas y tiene un plan en la misma sesión. En 48 horas mi asma estaba bajo control y en otras dos semanas yo estaba de vuelta en la oficina. El Dr. Sheridan estaba satisfecho con mi control del asma y comenzó la prueba de alergia. No tengo elogios suficientes para el personal de enfermería. Su profesionalidad y su conocimiento de la filosofía de la salud y el bienestar eran reconfortantes. Me enseñaron la dieta libre de levadura y me encantó cada beneficio que trajo a mi vida. No sólo la pérdida de peso, sino el hábito de comer sin todos los problemas gastrointestinales. También empecé el tratamiento con las hormonas bioidénticas, Armour Thyroid y una amplia gama de multivitaminas y suplementos.

El 14 de agosto de 2005, finalmente recuperé mi vida de vuelta. Mi marido, nuestro amigo y yo regresamos de cruzar el país en moto. Sí, volví a montar la motocicleta por casi 4.000 millas en 10 días. No me he sentido tan bien en más de 15 años. ¡He perdido 25 libras y mi SPM se ha ido! Mi marido ha sido el mayor defensor de este cambio en mi (nuestro) estilo de vida y se ha beneficiado casi tanto como yo. ¡Gracias, Hotze Health & Wellness Center por regresarme mi vida!

P.D.: Le dije a mi hermana mayor que había encontrado nuevamente el bienestar en la Navidad, ella dijo: “Dee Dee es el mismo lugar del que te dije hace unos 3 años, “he estado viendo al Dr. Sheridan durante 3 años ¡y es hora de que tú también!”. Supongo que debí haber escuchado a mi hermana hace mucho tiempo, pero ya saben cómo somos las hermanas menores…

Si se identifica con los síntomas de Dee Dee y está listo para obtener las respuestas correctas, no espere.  ¡Contáctenos hoy!

 

Leave a Reply

Send this to friend